14.4.2016

Casa IV: Vivienda unifamiliar aislada en Matola

Un nuevo espacio, cobijado bajo un manto abovedado, da nueva vida a esta vivienda ubicada en el campo ilicitano -en los alrededores de la ciudad de Matola (Elche)- de clima cálido-húmedo y de paisaje árido y soleado.

Habitar bajo una nueva sombra
El trabajo realizado va más allá de responder al encargo de proyectar un gran espacio exterior cubierto para eventos, una nueva habitación y una sala polivalente.

Entendida desde la reinterpretación de la tradición constructiva, se define una estrategia clara y audaz mediante un sistema unitario de cubierta que rompe la clara jerarquía entre los espacios interiores y exteriores y en la que la atmósfera, la luz, y el confort de cada lugar los confiere el uso de muros de cerámica como filtro, como interfaz con el usuario (tanto de abrigo como de textura) y como organizador de los espacios.

El entorno entendido
La primera intención será la de acotar los espacios exteriores a través de un nuevo volumen construido que generará una triangulación entre este, la casa existente y la piscina. De esta manera, se separan físicamente los espacios vividos de los espacios íntimos en relación al clima, asoleo, visuales, y la rica vegetación local existente. Una nuevo cobijo, bajo la sombra, que reorganiza todo el espacio.

El vacío como programa
Un sistema en planta que huye de la jerarquía interior-exterior y que atribuye una importancia igual tanto a los espacios con un uso definido como a los más ambiguos. Una única cubierta, sólo interrumpida por la presencia de un árbol que ve, estoicamente, como el edificio pivota desde su posición, unifica por igual la totalidad de la intervención.

Ahora bien, la respuesta estructural no es igual respecto a su perímetro longitudinal. Si bien las bóvedas descansan de forma tranquila del lado noroeste, no es así en el lado sur-este (más ligado al uso de la casa) en la que se mantienen ostensiblemente suspendidas de una enorme viga, que permite habilitar un enorme espacio –de uso indeterminado, y por ello flexible- que da soporte y posibilidad de una nueva vida a todo el solar.

El individuo
La estrategia radical del proyecto está también al servicio –no ya de las medidas antropomórficas del hombre- sino del uso; del usuario en genérico y del cliente en particular. No es pues una voluntad de modular respecto a proporciones intelectualmente elevadas sino de sistematizar para cumplir mejor con las expectativas de quién, por definición es el fin último de la arquitectura.

De la pieza al todo
La casa IV, se entiende desde la pieza hacia el todo. Es pues el Leitmotiv del proyecto (y motivo de estudio concienzudo) el correcto uso del ladrillo cerámico manual. El motivo por el cual se escoge trabajar con ladrillo es porque da una respuesta constructiva al esquema murario planteado, dota de una atmósfera confortable para la vivienda y es uno de los sistemas constructivos tradicionales de la zona.

Se realiza, pues, un workshop con Arcyde Cerámicas con objeto de obtener esa pieza sobre la cual se cimienta la experiencia final del cliente con el proyecto. Se siguen de cerca las etapas de la fabricación de la pieza cerámica.

El resultado final es una pieza única, diseñada gracias al proceso manual, que presenta una textura cambiante, árida e irregular. El cuidado diseño de la proporción (400mmx120mmx35mm) de la pieza responde al tamaño del muro y dota este de horizontalidad visual. La complejidad de su aparejo viene dada por la repetición de una misma pieza en formación flamenca y el respeto por la línea vertical dado por los finales de muro y el encaste de la carpintería.

Memoria constructiva:
Historia y definición de Bóveda:
Una bóveda, palabra que procede del Latín volta, es un elemento constructivo superficial, generalmente elaborado en mampostería o fábrica, en el que sus piezas y componentes trabajan a compresión. Las bóvedas poseen una forma geométrica generada por el movimiento de un arco generatriz a lo largo de un eje.

Bóveda de cañón: Los romanos fueron los primeros en hacer un uso sistemático de este método en proyectos de gran envergadura, y fueron también probablemente los primeros en utilizar cimbras para facilitar la construcción de bóvedas de longitud muy superior a las que antes se habían realizado. Empleaban en su construcción ladrillos y hormigón

La cimbra es una estructura auxiliar que sirve para sostener provisionalmente el peso de un arco o bóveda, así como de otras obras de cantería, durante la fase de construcción. Suele ser una cercha de madera. Esta estructura, una vez montadas las dovelas y la clave se desmonta, en una operación denominada: descimbrado.

Tipos: Por extensión, todas las bóvedas generadas por un arco directriz son de cañón, si es rebajado la bóveda es de cañón rebajado, si es carpanel será una bóveda de cañón en carpanel, y si es ojival será bóveda cañón apuntado, etc. se denominan, impropiamente, bóvedas de cañón corrido.

Variante del arco de medio punto: arco rebajado (escarzano).

Definición arco escarzano:
El arco escarzano (denominado también arco corvado) es un tipo de arco rebajado simétrico que consiste en un sector circular que posee su centro por debajo de la línea de impostas.

1. Se suele encontrar en los puentes debido a que presenta una mayor sección de desagüe que un arco de medio punto equivalente. El arco escarzano es, por lo tanto un sector de circunferencia. Este arco se diferencia del arco de medio punto en que el centro del sector se encuentra por debajo de la línea de impostas (nivel de los arranques), haciendo que en los salmeres el sector de circunferencia no haga una tangencia, formando por lo tanto una especie de esquina. En algunas ocasiones se ha tildado de arco poco estético por la existencia de esta esquina.
2. Se suele encontrar en los puentes debido a que presenta una mayor sección de desagüe que un arco de medio punto equivalente, sin elevar la rasante de la vía.

Definición de la bóveda de IV: Bóveda formada por la extrusión de un arco de medio punto del tipo arco rebajado (escarzano).

Aparejo:
En arquitectura y construcción el aparejo, palabra que proviene del Latín apparare, puede clasificar según el material empleado y la disposición de las piezas.

Aparejo de ladrillo: Los ladrillos, generalmente cerámicos, tienen unas medidas y un formato determinados y diseñados específicamente para unirse de una manera determinada para formar un muro, por ello la ley de traba o disposición de los ladrillos en un muro, estipulando desde las dimensiones del muro hasta los encuentros y los enjarjes, es especialmente rígida.

En un aparejo de construcción se denomina a soga a la disposición de los sillares o bloques colocados en la horizontal por su lado más largo para formar una estructura (muros o paredes), mientras que a tizón lo es en el lado más corto. El Aparejo Flamenco o Aparejo Gótico o diatónico (varia según la fuente) es aquél en que se forma el aparejo alternando hiladas de soga y de tizones con otra de tizones solamente.

Definición del aparejo de IV: Aparejo Flamenco formado por ladrillos cerámicos hechos de manera tradicional artesanal y a medida de 400mmx120mmx35mm (variables) con una junta mínima de 1cm y rehundida 1,5cm.

Definición del muro de IV: Muro construido por ladrillos cerámicos hechos de manera tradicional artesanal y a medida de 400mmx120mmx35mm (variables) en formación de aparejo Flamenco con una junta mínima de 1cm y rehundida 1,5cm.

Fabricación de ladrillo manual
Los ladrillos existen desde mucho tiempo atrás pero su uso ha ido cambiando, hasta convertirse en una de las industrias más productivas y por tanto la forma de fabricación de ladrillos se ha hecho más práctica hoy en día y existe en todo el mundo. No hay complicaciones en convertir la arcilla conformada por sílice, agua, alúmina, oxido de hierro y magnesio así como de calcio y otros materiales alcalinos en un ladrillo. La fabricación de estos sigue etapas que enseguida comentamos.

La arcilla es el material básico del ladrillo, debido a que cuando se humedece se convierte en una masa fácil de manejar y se moldea muy fácilmente, por lo que para proceder a fabricar ladrillos, hay que humedecer bien la arcilla. Ya manejable se moldea y para endurecerla y convertirla en ladrillo se procede por el método de secado, éste es de los más antiguos o por cocción que resulta más rápido. Como pierde agua su tamaño se reduce pero muy poco, alrededor de un 5%. El proceso de fabricación de los ladrillos conlleva:

Etapa de maduración: Es cuando se procede a triturar la arcilla, se homogeniza y se deja un cierto tiempo en reposo para que así la misma obtenga consistencia uniforme y se pueda adquirir ladrillos con el tamaño y consistencia que se desea.  Se deja que repose expuesta a los elementos para que desprenda terrones y disuelva nódulos, así como que se deshaga de las materias orgánicas que pueda contener y se torne puro para su manipulación en la fabricación.

Etapa de tratamiento mecánico previo: Concluido el proceso de maduración, la arcilla entra la etapa de pre-elaboración, para purificar y refinar la arcilla, rompiendo los terrones existentes, eliminando las piedras que le quitan uniformidad, y convirtiendo la arcilla en material totalmente uniforme para su procesamiento.

– Etapa de depósito de materia prima procesada, cuando ya se ha uniformado la arcilla se procede a colocarla en un silo techado, donde la misma se convertirá en un material homógeneo y listo para ser manipulado durante el proceso de fabricación.

– Etapa de humidificación, sigue a la etapa de depósito que ha sufrido la arcilla, en esta fase se coloca en un laminador refinado al que seguirá una etapa de mezclador humedecedor donde se irá humidificando para obtener la consistencia de humedad ideal.

– Etapa de moldeado, es cuando se procede a llevar la arcilla a través de una boquilla, que es una plancha perforada en forma del objeto que se quiere elaborar. El proceso se hace con vapor caliente  saturado a 130°C, lo que hace que el material se compacte y la humedad se vuelve más uniforme.

– Etapa de secado, con esta etapa se procede a eliminar el agua que el material absorbió durante el moldeado, y se hace previo al cocimiento. Suele hacerse usando aire en el secadero controlando que el mismo no sufra cambios para que el material no se dañe.

Etapa de cocción: Esta etapa es la que se realiza en los hornos en forma de túnel, con temperaturas extremas de 90°C a 1000°C , y donde el material que se ha secado previamente se coloca por una entrada, en grupos para que se someta al proceso de cocimiento y sale por el otro extremo cuando ha completado el mismo. Durante el mismo se comprueba la resistencia que se ha logrado del material.

Etapa de almacenaje, cuando el producto se ha cocido y es resistente y llena las exigencias de calidad, se coloca en formaciones de paquetes sobre los denominados “pallets” que hcen fácil su traslado de un lugar a otro. Los mismos se van atando ya usando cintas metálicas o de plástico para que los mismos no corran riesgo de caerse y dañarse, y de esa manera es más fácil la manipulación porque pueden llevarse a los lugares de almacenamiento.

El almacenamiento es un punto importante dentro del proceso de fabricación de ladrillos, porque debe ser un lugar que los proteja de los elementos como el agua, el sol excesivo o la humedad extrema que podrían en alguna manera mermar su calidad. Además de que permita que los mismos puedan manipularse fácilmente, o sea trasladarse cuando hay que despacharlos o mover de lugar para inventariar y otras tareas.

Esta es una forma de procesamiento del ladrillo en forma industrial pero las etapas suponen las mismas para la fabricación de ladrillos artesanales o manuales que aunque de igual calidad en algunas ocasiones suelen ser irregulares en su forma, pero que igual cumplen las expectativas de construcción y durabilidad para usarlos en interiores y exteriores, y que se siguen usando en muchos países en vías de desarrollo porque luego del uso del adobe, que duraba menos y estaba menos apto para resistir los embates de los elementos, el ladrillo sigue siendo hoy en día uno de los materiales de construcción más utilizados en el mundo.

Para poder subir obras es necesario acceder con una cuenta ARQA

Para poder solicitar la creación de un grupo es necesario acceder con una cuenta ARQA

Para poder guardar en favoritos es necesario acceder con una cuenta ARQA

Para poder valorar obras es necesario acceder con una cuenta ARQA

Para poder agregar a este usuario a tu red de contactos es necesario que acceder con una cuenta ARQA

Para poder enviarle un mensaje a este usuario es necesario que acceder con una cuenta ARQA

Ir a la barra de herramientas