SEEDS OF KNOWLEDGE

Juan Verdaguer Aguerrebehere
Así como una semilla necesita la tierra para echar raíces y desbloquear su potencial, la arquitectura necesita comprender el sitio para capturar en él las respuestas que lo mejorarán.
1359

Así como una semilla necesita la tierra para echar raíces y desbloquear su potencial, la arquitectura necesita comprender el sitio para capturar en él las respuestas que lo mejorarán.

La propuesta se desarrolla a partir de tres aspectos: los niños como semillas culturales, a través del acceso a una educación de calidad y un espacio de interacción y crecimiento horizontal y colectivo; la agricultura como semilla para la reforestación y la capacitación agrícola, basada en la interacción directa entre los espacios de aprendizaje escolar y el fuelle verde; el edificio como semilla de la técnica de construcción, incorporando sistemas locales que pueden ser asimilados por la comunidad y reproducidos, respondiendo a condiciones inclementes y brindando capacitación a la comunidad.

La escuela surge de la conjugación de estos aspectos. Comprender una lógica constructiva local que responde simplemente a las etapas a través de la repetición lineal de un módulo. Asume los factores de terremoto y viento en la conformación de piezas independientes que tienen un mejor comportamiento estructural e incorporan fuelles térmicos de vegetación que nutren las aulas y permiten una práctica agrícola. La escuela es un sistema para la transferencia de conocimiento colectivo, SEMILLAS DE CONOCIMIENTO.

Información de la obra

Comentarios

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.