31.1.2019

Macquarie R&D Centre, centro de investigación y desarrollo de robótica

Desde 2016, CUN DESIGN ha intentado explorar el diseño del espacio de trabajo corporativo en una amplia gama de áreas, y hasta ahora ha completado muchas oficinas para compañías involucradas en diferentes campos, incluidos juegos, nuevos medios, comunicación cultural, internet, cine y tecnología visual, desarrollo inmobiliario, I+D de alta tecnología, así como industria cultural y creativa, etc.

Sobre la base de las prácticas a este respecto, presentamos el concepto de «Espacio de operaciones corporativas» y hemos realizado investigaciones adicionales sobre este tema. Como AI y las máquinas inteligentes avanzan y cambian constantemente nuestra vida, hemos estado buscando la cooperación con las empresas que participan en este campo.

Afortunadamente, MACQUARIE, una firma dedicada a la investigación y el desarrollo de brazos robóticos, se acercó a nosotros para re-imaginar su Centro de Investigación y Desarrollo. Para nosotros, fue una oportunidad fantástica, aunque acompañada de desafíos.

Desafíos

Al principio, visitamos el Centro de I+D original, un espacio de trabajo de 400 metros cuadrados que consta de tres unidades espaciales independientes. Está situado en GALAXY SOHO, un punto de referencia diseñado por Zaha Hadid Architects. La arquitectura general presenta formas especiales y llamativas, que resultaron en un plano irregular de los espacios interiores, lo que trajo dificultades a nuestro trabajo.

En primer lugar, la planta tiene una forma curva, por lo que fue difícil encontrar una pared recta o dividir el espacio general en varios cuadrados. Además, el plano en forma de abanico también dificultaba la organización de circulaciones rectas para dividir el espacio. Fue un gran desafío que tuvimos que resolver.

Además, por el aire acondicionado y las vigas del techo el espacio tenía una altura de techo relativamente baja, de solo 2,1 metros en algunas partes. Por lo tanto, lidiar con el desorden del techo en un espacio relativamente pequeño también fue una tarea ardua.

Después de identificar estos desafíos, trabajamos para encontrar soluciones. Sin embargo, las cosas no fueron muy bien. Hicimos casi veinte esquemas de diseño y aún no podíamos encontrar uno ideal, porque pensamos que todos eran un poco complicados.

Inspiración

Me gusta conducir, y presto mucha atención a las motos. Como nos quedamos atascados con las soluciones de diseño, un concepto de la motocicleta eléctrica presentado por BMW en 2016 me iluminó. La moto tiene las siguientes tres características:

– No se usaron máquinas tradicionales, lo que cambió la forma de ensamblar y reestructurar;
– Utilizando los materiales que más prevalecen para redefinir el producto;
– Combinando tecnología con interconexión, lo que trajo algunos cambios en las funciones.

Realmente me encanta su elemento naranja, como una luz, que se extiende por todo el cuerpo de la motocicleta y rompe la estructura convencional de las motos. Un rayo de luz puede atravesar el espacio y resolver todos los problemas. Así que me inspiré en ella, con la esperanza de crear un impresionante espacio de trabajo.

Realización

1. Aprendiendo de la idea de diseño de BMW, primero reorganizamos el diseño del espacio. Hicimos uso de las características únicas de los espacios curvos y les dimos las funciones para conferencias y discusiones. Y en las áreas con formas más regulares, lo dividimos en varias oficinas.

En el centro del espacio general, diseñamos un área de trabajo cuadrado abierto, con los muebles de oficina dispuestos de manera modular, lo que aseguró un espacio de trabajo cómodo para el personal. Alrededor de esta área de trabajo cuadrado, reestructuramos cuatro pasajes circulares necesarios. A cada uno se le dieron funciones diferentes. Fue desde esta área central que se completó el diseño espacial de la oficina.

2. Para los espacios estrechos que quedaron, los convertimos en el vestíbulo y los corredores. Y lo más importante, rediseñamos la circulación para ingresar a la oficina. El espacio es cerrado y estrecho en la entrada. Pero a medida que avanzamos, se vuelve más abierto, lleno de sorpresas. Pasamos mucho tiempo pensando en el plan, con el fin de dejar que la luz del día caiga por completo en la posición de trabajo de cada personal.

3. Además, también honramos la fuente de inspiración del diseño: el concepto de motocicleta eléctrica de BMW. Todo el espacio presenta texturas similares a las de los trabajos de diseño mecánico, con vidrio translúcido, metales grises, acero inoxidable y plásticos modernos.

4. Finalmente, integré la luz naranja que más amo en el espacio. Su posición no fue identificada a través de un cálculo cuidadoso. Comienza desde la entrada, conduce a todas las áreas y recorre todo el espacio libremente, creando un ambiente libre en la oficina.

Nos complace poder inspirarnos en un excelente trabajo de otros campos del diseño y verlo como un nuevo enfoque para nuestras futuras prácticas de diseño de interiores.

El fundador de MACQUARIE quedó muy impresionado con la luz naranja que pasaba por la oficina, por lo que la empresa utilizó elementos de naranja en su último producto. Para nosotros, fue la mejor recompensa.

Visitá la nota original en inglés > https://arqa.com/en/architecture/macquarie-rd-centre.html

Para poder subir obras es necesario acceder con una cuenta ARQA

Para poder solicitar la creación de un grupo es necesario acceder con una cuenta ARQA

Para poder guardar en favoritos es necesario acceder con una cuenta ARQA

Para poder valorar obras es necesario acceder con una cuenta ARQA

Para poder agregar a este usuario a tu red de contactos es necesario que acceder con una cuenta ARQA

Para poder enviarle un mensaje a este usuario es necesario que acceder con una cuenta ARQA

Ir a la barra de herramientas