8.9.2013

Local Coach Flagship, en Omotesando, Japón

Fundado en 1941, Coach comenzó su actividad como una tienda de artículos de cuero, exhibiendo sus bolsos y carteras en una único estante de madera . El repertorio de la marca se amplió desde entonces, incluyendo una completa gama de productos que definen un estilo de vida, como ser: ropa de abrigo y de veraneo, calzado, joyas y relojes, que actualmente se venden en varios de locales al por menor y boutiques especializadas en los grandes centros comerciales.

Inspirado por la claridad de la estrategia comercial original de Coach, OMA diseñó una unidad de visualización modular, lo suficientemente flexible para adaptarse a las necesidades específicas de cada producto y al entorno minorista. Las posibilidades espaciales de este sistema altamente funcional refuerzan la misión de Coach para representar igualmente «a la lógica y a la magia».

Para la primera iteración en un local dentro de los grandes almacenes Macy en Herald Square, las unidades de visualización de acrílico se reunieron en un módulo alto, de piso a techo, en forma de pared en «V», donde los productos parecen flotar, permitiendo las visuales hacia el espacio donde se exhiben los accesorios. El noveno local de Coach en Japón es un espacio de dos pisos, ubicado en una esquina en Omotesando, un importante corredor comercial de Tokyo. En comparación con las fachadas cada vez más decorativas que caracterizan Omotesando, el diseño de OMA integra una pantalla en la fachada que comunica la presencia de la marca desde dentro hacia fuera.

Los expositores se apilan siguiendo un patrón de espina de pescado, orientados tanto vertical como horizontalmente, para facilitar una serie de escenarios de muestra. Dimensionado para acomodar elementos de merchandising estándar para viajeros, el módulo mide 1800 mm x 520 mm. El vidrio esmerilado que confirma las estanterías de la tienda se articulan a la fachada como persianas. Vista desde el exterior, la fachada de doble altura permite, con una sola mirada, reconocer la colección completa con un marco específico para cada producto. Visto desde el interior, la translucidez del módulo de visualización crea un escenario activo para los productos, filtrando el paisaje urbano de Omotesando en la experiencia de compra .

También te puede interesar
La herencia del siglo XIX en la tienda Etam de París

Además de la fachada, OMA diseñó una torre flotante, con los edificios iluminados, que encierran la escalera central de la tienda y conectan perfectamente con el primer piso -para la mujer- y el segundo nivel para los hombres. La consolidación de la pantalla en la fachada y la circulación crean una condición en la que el comprador está continuamente rodeado por productos y, al mismo tiempo, liberando superficie útil. Por la noche, la torre de circulación ilumina la fachada como un escaparate dinámico, abierto las 24 horas del día desde el interior.

Para poder subir obras es necesario acceder con una cuenta ARQA

Para poder solicitar la creación de un grupo es necesario acceder con una cuenta ARQA

Para poder guardar en favoritos es necesario acceder con una cuenta ARQA

Para poder valorar obras es necesario acceder con una cuenta ARQA

Para poder agregar a este usuario a tu red de contactos es necesario que acceder con una cuenta ARQA

Para poder enviarle un mensaje a este usuario es necesario que acceder con una cuenta ARQA

Ir a la barra de herramientas