29.12.2022

Oficina Estudio Cebra

La nueva sede para las oficinas de Estudio Cebra se ubica en un edificio construido entre 1906 y 1908, en el cual funcionaban talleres de confección e hilanderías de lana y algodón.

En 1989, los interiores e instalaciones del edificio fueron reformados, y se subdividieron los espacios en 67 lofts. Desde entonces, el edificio tiene un uso mixto: allí conviven oficinas, viviendas, estudios de fotografía, arquitectura, agencias publicitarias, entre otros.

La unidad en la cual se proyectó Estudio Cebra es un loft que mantiene su estética fabril original, con predominancia de estructuras metálicas, grandes ventanales de vidrio repartido y techos de bovedilla. El proyecto procuró resaltar las virtudes del lugar, como el espacio en doble altura, la iluminación natural, y un aggiornado look industrial.

El mayor desafío del proyecto radicó en crear un espacio que pudiera reflejar y reforzar la metodología de trabajo del estudio a partir de un equipamiento flexible y adaptable.

Para lograrlo se relevaron y registraron las actividades que se realizan internamente, con el fin de satisfacer necesidades existentes y futuras. A partir de dicho registro, se diseñó un sistema de mobiliario que funciona como una vértebra multifuncional que soporta la dinámica diaria, y organiza el espacio en tres grandes sectores: servicios, trabajo y un área flexible.

En el sector de servicio se encuentran los baños y el comedor, diseñado para funcionar también como lugar de reunión informal.

El sector de trabajo habilita distinto tipo de puestos, tanto para trabajo individual como para realizar reuniones espontáneas o videollamadas privadas en cabinas.

El sector más flexible cuenta con doble altura y grandes ventanales que ofrecen iluminación natural sobre muebles de descanso y una mesa de reuniones multiuso.

Lo más importante para el estudio es poder ofrecer al equipo un espacio de confort que programáticamente resuelva todas las instancias de trabajo y necesidades personales, dentro de una atmósfera cálida, hogareña. Es así como se trabajó en una paleta de materiales en la cual prima el color blanco, los tonos en madera, la presencia del hierro, y acentos de color en paredes o entelados.

También te puede interesar
Oficinas de extensión en Praga

Para poder subir obras es necesario acceder con una cuenta ARQA

Para poder solicitar la creación de un grupo es necesario acceder con una cuenta ARQA

Para poder guardar en favoritos es necesario acceder con una cuenta ARQA

Para poder valorar obras es necesario acceder con una cuenta ARQA

Para poder agregar a este usuario a tu red de contactos es necesario que acceder con una cuenta ARQA

Para poder enviarle un mensaje a este usuario es necesario que acceder con una cuenta ARQA

Ir a la barra de herramientas