29.2.2016

Centro de Deportes Neumatt

Cuando se ingresa al centro deportivo, lo primero que se nota es su energía y vitalidad.

La energía no viene sólo de los niños que juegan al baloncesto en un espacio inundado por la luz natural, sino también desde el piso y las paredes de color verde brillante (que conducen a grandes ventanas que reflejan el azul del cielo) y las puertas de los colores del arco iris: el amarillo, rojo, naranja y azul.

Neumatt es un pabellón de deportes de 2.300 metros cuadrados que se terminó de construir en diciembre de 2015. Situado en Strengelbach, un pueblo en las afueras de Zurich, el edificio está diseñado para satisfacer estándares internacionales, pero está lejos de ser simplemente funcional. “Si se desea animar a la gente a realizar deportes, se debe crear un edificio en el que a la gente le guste estar“, dice el director técnico del diseño de Marco Noch.

Todo sobre el color
El color es clave para la eficacia de este diseño. Los niños son los mayores usuarios del centro y el estudio tiene en cuenta esto mediante el uso del color, tanto de forma decorativa y como un indicativo de circulación. Los vestuarios son de colores en lugar de estar numerados, y cada box de ducha es un simple espacio de hormigón y madera, animado por tonos primarios brillantes. “Muy a menudo, los arquitectos diseñan para los adultos, pero los niños tienen diferentes necesidades,” dice Tanya Ruegg, directora creativa del diseño. “Nos pareció que era importante utilizar el color. No sólo es más fácil para los niños guiarse por el color, también es más divertido”.

La luz natural también juega un papel importante. El nivel superior acristalado ofrece abundante luz y, debido a su escala, hace parte del interior a las actividades que se realizan al aire libre. “Es importante que el centro no se perciba oscuro ni sucio. Queremos crear un espacio donde se tenga sentido del paso del tiempo“, dice Marco Noch.

Satisfacer las necesidades de la comunidad
El color es especialmente importante en el diseño, ya que el edificio en sí es muy simple, tanto en la construcción como en los materiales, con el fin de satisfacer un componente clave de los requerimientos: el centro fue encargado por el municipio local de Strengelbach y la eficiencia de costos era una consideración clave.

Parte del paisaje
El centro está rodeado de escuelas, campos deportivos y viviendas de baja altura. El sitio también se inclina ligeramente y el diseño se acomoda, por ser superior en un extremo que en el otro. La fachada, también, ha sido diseñada para mezclarse, con un nivel superior de cristal que refleja el cielo y cambia de color dependiendo de la hora del día. La base de estuco cuenta con un patrón de iconos deportivos, creando una identidad visual única para el edificio.

La exhibición de la energía renovable
Las consideraciones ecológicas eran igualmente importantes. La planta superior utiliza un vidrio especial que maximiza el aislamiento térmico, a la vez que proporciona luz natural óptima y minimiza el brillo, asegurando que la luz artificial rara vez sea necesaria. No hay aires acondicionados, en su lugar cuenta con una bomba de calor geotérmica, que aprovecha el calor natural del subsuelo existente para calentar el edificio en invierno y refrescarlo  en verano.

Es importante que los niños crezcan en edificios amigables con el ambiente“, dice Marco Noch. “Queremos mostrarles que el mundo de mañana no es un mundo de recursos sin fin.” En el clima difícil del norte, un centro deportivo como éste es casi mejor que jugar al aire libre.

Visitá el texto original en inglés > http://bit.ly/21DqJ4n

Para poder subir obras es necesario acceder con una cuenta ARQA

Para poder solicitar la creación de un grupo es necesario acceder con una cuenta ARQA

Para poder guardar en favoritos es necesario acceder con una cuenta ARQA

Para poder valorar obras es necesario acceder con una cuenta ARQA

Para poder agregar a este usuario a tu red de contactos es necesario que acceder con una cuenta ARQA

Para poder enviarle un mensaje a este usuario es necesario que acceder con una cuenta ARQA

Abrir la barra de herramientas