8.2.2017

Casa AV

El proyecto se sitúa en el Partido de la Costa, provincia de Buenos Aires, en un barrio privado desarrollado entre la Ruta 11 y la costa marítima bonaerense, a pocos kilómetros de la ciudad de Pinamar.

El sitio se destaca por su entorno natural de bosques y arbustos sobre diversidad de situaciones topográficas, dado que el loteo fue realizado sobre la franja de médanos costeros.

El lote en cuestión presenta una importante subida hacia el fondo, hacia el norte, llegando a los 4 metros sobre el nivel de la calle. Esta situación topográfica en altura y la nula forestación del lote exponen el proyecto a las rigurosas condiciones climáticas del sitio: temperaturas elevadas en verano e inviernos fríos, húmedos y ventosos.

La respuesta proyectual busca tomar positivamente los datos del entorno y una fuerte limitante económica. Se propone entonces una casa de una sola planta, compacta, de techos livianos y muy pocas terminaciones. Se define una matriz cuadrada precisamente modulada por sus materiales y enfocada en la generación de múltiples espacios intermedios que resuelvan el vínculo con el exterior. La obra se implanta en lo alto del terreno para ganar visuales largas hacia el entorno agreste al norte y para proporcionarle a la vivienda cierta presencia desde la calle.

Al sur, el espacio intermedio se vuelve acceso: un sitio contenido, de luz y visuales filtradas, sirven como remanso luego de la escalada del terreno. Al este se define un sitio de transición, inicialmente de colgado y vinculado al lavadero, que resuelve la relación cercana con la construcción vecina pero que podría transformarse en un futuro crecimiento de la vivienda. Al norte, hacia las visuales largas, el gran semicubierto y el ambiente principal de living comedor se transforman en uno. La continuidad de la pendiente del techo liviano tensiona esa secuencia a la vez que se contrapone al sector más contenido y bajo de la parrilla, conformando un recinto a la vez contenido y conectado.

La obra se construye con materiales nobles y de muy bajo mantenimiento. El hormigón visto resuelve la estructura, la pendiente de los techos y el canaletón central de servicios. La chapa junto con la estructura metálica, las placas de fibrocemento y la lana de vidrio conforman un termopanel “in situ” que contiene su propia estructura. El ladrillo común a la vista permite, a través de la apertura de su traba, definir paramentos ciegos o traslúcidos manteniendo una contundente continuidad material.

Para poder subir obras es necesario acceder con una cuenta ARQA

Para poder solicitar la creación de un grupo es necesario acceder con una cuenta ARQA

Para poder guardar en favoritos es necesario acceder con una cuenta ARQA

Para poder valorar obras es necesario acceder con una cuenta ARQA

Para poder agregar a este usuario a tu red de contactos es necesario que acceder con una cuenta ARQA

Para poder enviarle un mensaje a este usuario es necesario que acceder con una cuenta ARQA

Ir a la barra de herramientas