6.2.2013

Casa Bamboo, en Bélgica

El estrecho sitio y la pendiente forestada que al sur se enfrenta a la Beukenlaan, no representan la típica trama de Flandes. En el pasado, el barrio parece haber sido una zona residencial que los belgas utilizaban para construir sus casas de verano.

Cuando se le encargó a AST77 construir una nueva y espaciosa residencia en ese particular sitio, se encontraron tan solo con un bungalow y el terreno. Reemplazando las antiguas construcciones, los arquitectos hicieron un uso inteligente de la pared de retención existente. En lugar de seguir la dirección de la calle, la casa débilmente cambia la dirección de la fachada del frente a favor de la dirección del perímetro en la parte posterior.

Al caminar por la senda, ligeramente inclinada a lo largo de la larga fachada hacia la entrada, se percibe la longitud y la estrechez de la casa. La excepcional vivienda, que tiene 26,3 m de largo y tan sólo 4,5 m de ancho, parece estar parcialmente excavada en la pendiente del terreno, aunque las excavaciones han sido limitadas por haber utilizado la pared de retención. Al seguir el techo de la casa la pendiente del sitio, se reduce el volumen de la construcción.

El exterior está revestido con palos ecológicos de bambú, colocados verticalmente en los marcos de acero de color negro. En combinación con los árboles circundantes que se reflejan en los cristales, esto crea un efecto interesante.

La entrada se encuentra en el paso subterráneo donde un balcón tiene vistas hacia el jardín y el bosque. En el lado derecho hay un depósito. Detrás de la puerta de entrada de la casa se dispone un espacio completamente abierto. Desde el hall de recepción se puede bajar hacia la cocina y luego a la sala de estar y al jardín. Otra ‘promenade arquitectónica’ lleva a los volúmenes privados con los dormitorios y el baño. Las ventanas, ubicadas estratégicamente en medio de los volúmenes, proporcionan diversas vistas sobre las copas de los árboles. Durante el invierno, la luz solar proporciona ganancia solar pasiva a través de las ventanas luego de pasar a través de los árboles en el lado opuesto de la calle, mientras que en verano los árboles proporcionan una protección solar natural. En un futuro próximo se plantarán nuevos árboles frente a la casa que sustituirán algunos que no sobrevivieron a la construcción para proporcionar una protección solar adicional y servir como un amortiguador adicional de la calle.

El sótano que alberga las instalaciones para la limpieza y la recuperación del agua de lluvia tiene acceso directo desde el jardín. Una bomba de calor, el suelo radiante, el extenso aislamiento, el sistema de ventilación y la favorable orientación hacen de esta casa una construcción sostenible con bajo y eficaz consumo de energía.

Edith Wouters (Teema architects)

 

Original text in English 

The narrow sloping and afforested site, south faced towards the Beukenlaan, is not that typical Flanders plot.

In the past the neighbourhood seems to have been a residential recreation zone, where Belgians used to build their individual summer houses.
When asked to build a new spacious residence on this particular site, AST77 was confronted with a bungalow and extension. Replacing the old buildings the architects made an intelligent use of the existing retaining wall. Rather than following the direction of the street, the house faintly changes the direction of its long front facade in favour of the direction of the perimeter at the back.

Walking on the slightly sloping path along the long front facade towards the entrance, one notices the length and narrowness of the house. The exceptional dwelling is 26.3 m long and only 4.5 m wide and seems to be partly dug into the slope of the terrain, be it that excavations were limited due to the use of the retaining wall. With its roof following the slope of the site, the volume of the house is reduced.
The exterior is clad with ecological bamboo sticks vertically placed in black steel frames. In combination with the surrounding trees mirrored in the glazing, this creates an interesting effect.

The entrance is situated in the underpass where a balcony offers a view towards the garden and forest. At the right side there is a storage. Behind the entrance door the house reveals an entirely open space. From the reception hall one can walk down towards the kitchen and afterwards to the living area and garden level. Another ‘promenade architecturale’ brings you to some introvert volumes with bedrooms and bathroom. Strategically placed windows in between and in the volumes provide various views on the tree crowns. During winter period sunlight is able to provide passive solar gain through the windows after passing through the trees on the opposite side of the street, while in summer the trees provides a natural sunscreen. In the near future new trees will be planted in front of the house to replace some trees which did not survive during construction. Not only will they provide a supplementary sunscreen but also an extra buffer towards the street.

The cellar houses the installations for water cleansing and recuperation of rain and offers access to the garden. A heat pump, floor heating, extensive insulation, a ventilation system and its favourable orientation make this house a sustainable and effective low energy house.

Edith Wouters (Teema architects)

Para poder subir obras es necesario acceder con una cuenta ARQA

Para poder solicitar la creación de un grupo es necesario acceder con una cuenta ARQA

Para poder guardar en favoritos es necesario acceder con una cuenta ARQA

Para poder valorar obras es necesario acceder con una cuenta ARQA

Para poder agregar a este usuario a tu red de contactos es necesario que acceder con una cuenta ARQA

Para poder enviarle un mensaje a este usuario es necesario que acceder con una cuenta ARQA

Abrir la barra de herramientas